25 de Febrero 2020

Noticias

10/02/2020

Nuevo informe de la Usina de Datos UNR

Un hogar tipo de cuatro integrantes necesitó $18.071 en enero para comprar los alimentos básicos necesarios que cubran sus requerimientos mínimos nutricionales y no quedar bajo la línea de indigencia, según un relevamiento de la Usina de Datos de la UNR.


 



Con el objetivo de que la Universidad Nacional de Rosario realice su aporte en la discusión sobre la situación social actual y los indicadores disponibles para su diagnóstico, la Usina de Datos realiza un relevamiento mensual de los precios de los 58 productos que componen la canasta básica alimentaria para la región pampeana y su variación en góndola.

El mismo se hace en cinco cadenas de compras. Cuatro de ellas corresponden a supermercados con tienda digital: Coto, Carrefour, Jumbo y La Gallega. La quinta refiere al acuerdo de precios entre la Municipalidad de Rosario y la Cadena del Centro, compuesta por almacenes locales.

De acuerdo al último informe, un hogar tipo de cuatro integrantes necesitó $18.071 en enero para comprar los alimentos básicos necesarios que cubran sus requerimientos mínimos nutricionales, según el relevamiento. En tanto, un rosarino necesitó como mínimo $4.743 mensuales para adquirir los alimentos de la canasta básica y no quedar, por tanto, bajo la línea de indigencia.

Resulta importante aclarar que la canasta no incluye la energía, el agua y otros elementos necesarios para lavar los alimentos, cocinarlos, calentarlos y/o conservarlos. Tampoco incluye el resto de los productos y servicios básicos no alimentarios que componen lo que se denomina canasta básica total, cuyo valor da origen a la línea de pobreza. Se trata solo de alimentos básicos.

El costo de la canasta básica alimentaria rosarina se incrementó un 1,2% entre diciembre y enero. En valores absolutos implicó un incremento de $56. Esta variación fue impulsada fundamentalmente por el aumento del precio de las carnes, raíces, tubérculos, azúcares y dulces. Los rubros que, en mayor medida, fueron responsables de la desaceleración que se produjo en el mes de enero fueron las frutas, verduras, hortalizas y lácteos, los cuales registraron caídas en sus precios.

Los rubros con mayor crecimiento, en términos absolutos, fueron: “Carnes”, cuyo valor se incrementó $131, “Raíces y Tubérculos”, que aumentó $37, y “Azúcares y Dulces”, con un incremento mensual de $21. Por otro lado, “Frutas” disminuyó $59, “Verduras y hortalizas” decreció $44, y “Lácteos” cayó $38.

Los rubros con mayor crecimiento de precios entre enero y diciembre, en términos porcentuales, fueron “Azúcares y dulces”, 20,7%; “Raíces y tubérculos”, 13,1%; “Carnes”, 10,1%. En el mismo período, los rubros que registraron mayores caídas de precios, en términos porcentuales, fueron “Frutas” con una baja del 15,2%; “Verduras y Hortalizas” 11,3%; “Huevos” 5,9%.

Necesidades alimentarias

La canasta básica alimentaria de un hogar depende de la edad, sexo e intensidad de la actividad física de sus miembros. Este método, utilizado tradicionalmente en Argentina y demás países de la región, no busca evaluar la efectiva satisfacción de las necesidades alimentarias sino la capacidad que tienen los hogares de satisfacer esas necesidades con sus ingresos. Un hogar será considerado indigente, por tanto, si su ingreso monetario total mensual es menor al valor de una canasta de alimentos capaz de satisfacer un umbral mínimo de necesidades energéticas y proteicas para sus integrantes.

Una forma sencilla de analizar los datos es evaluar el poder de compra de diversos tipos de ingreso, como el haber mínimo jubilatorio, la pensión universal para el adulto mayor, el salario mínimo vital y móvil y la asignación universal por hijo, en función de la cantidad de canastas básicas alimentarias que es posible adquirir con cada uno de ellos

Dado que los ingresos mencionados se mantuvieron constantes respecto a diciembre, el aumento de precios generó una disminución del poder adquisitivo en cada uno de ellos de 1,2%.

Cabe destacar que el ingreso mensual percibido por cada asignación universal por hijo ($2.197) cubre el valor de la canasta básica de un niño o una niña de hasta 2 años. Los valores de la canasta mínimos para los niños y niñas de 3 a 17 años se estimaron entre $2.419 y $4.933 mensuales, respectivamente, para la ciudad de Rosario.

En tanto, el salario mínimo, vital y móvil ($16.875) cubre 3,6 canastas básicas; la jubilación mínima ($14.086) cubre el valor de tres canastas básicas y la pensión universal para adultos mayores (%11.254) cubre 2,4 canastas básicas.

Asimismo, se puede ejemplificar a partir de la conformación familiar. Un hogar de cuatro miembros, integrado por un varón de 40 años, una mujer de 35 y dos varones de 17 y 15 años, debió tener, en enero, un ingreso igual o superior a $18.071 para satisfacer sus necesidades alimentarias básicas.

Otro hogar compuesto por tres integrantes, dos mujeres de 30 y 32 años y una hija de 4 años,  debió tener un ingreso mínimo de $9.913. Y otro  compuesto por cuatro integrantes, una mujer de 35 años y tres hijos de 12, 9 y 6 años, debió contar con $13.992 para satisfacer sus necesidades alimentarias básicas.

El equipo que realiza este informe está conformado por el director de investigaciones interdisciplinarias Agustín Prospitti, la coordinación general de Paula Durán, coordinación estadística de Lucía Andreozzi, la referente del núcleo económico Sol Gonzalez de Cap y los asistentes técnicos Alvaro García Scavuzzo, Federico Fabbioneri, Gonzalo Brizuela y Mariana Díaz.

El Informe completo está publicado en Repositorio hipermedial de la UNR. Contacto: usinadedatos@unr.edu.ar. Twitter: @usinadedatosunr Instagram: @usinadedatosunr


  • Periodistas: Victoria Arrabal
  • Fotógrafos: Camila Casero