19 de Noviembre 2018

Noticias

08/11/2018

Los medios en la era de la posverdad

Fundéu Argentina realizó  su segundo seminario internacional “El periodismo y los medios iberoamericanos ante los signos de este tiempo”, en el Centro Cultural Parque de España de Rosario.


Tags: lenguaje periodismo fundeu  



En la sesión de apertura que tuvo lugar el 1 de noviembre, el reconocido filósofo italiano Franco Bifo Berardi dictó la conferencia titulada “Tempesta di merda y la extinción del pensamiento crítico”. Luego, se presentó el panel “La legitimación de los medios en la era de la posverdad, ¿una batalla perdida?”

De la misma participaron Gastón Roitberg, secretario de redacción multimedia de La Nación, Argentina; Eliezer Budasoff, director editorial de The New York Times en Español, Estados Unidos; Leila Guerriero, periodista y escritora argentina, integrante del Consejo Rector de la Fundación Gabriel García Márquez para el Nuevo Periodismo Iberoamericano, Colombia y Enric González, corresponsal en Argentina de El País, España.

Durante la segunda jornada, a los mencionados expertos se sumaron otros invitados de Buenos Aires y Córdoba que conversaron con periodistas representativos de distintos medios locales, sobre la profesión en un contexto de noticias falsas, falta de chequeo, convergencia, ansiedad digital, hipertextualidad y reconversión. 

Fundéu Argentina es un programa de la Fundación Instituto Internacional de la Lengua Española que tiene como principal objetivo impulsar el buen uso del español en los medios de comunicación de Argentina contribuyendo a cuidar la lengua, un valioso patrimonio cultural e histórico. Mediante recomendaciones periódicas, pretende ser una herramienta que ayude a todos aquellos que utilizan el idioma en su actividad diaria en los medios de comunicación, las redes sociales y las nuevas plataformas digitales.

Cuenta con el asesoramiento lingüístico de la Universidad Nacional de Rosario y un Consejo Asesor formado por referentes locales y nacionales, de los ámbitos de la lengua y el periodismo para garantizar, guiar y respaldar el desarrollo del programa. Por otro lado realiza cursos y seminarios internacionales, orientados a los distintos equipos de trabajo de los medios, para dar respuestas a los desafíos que impone una comunicación en constante cambio.

Pensamiento crítico

El filósofo italiano Franco Bifo Berardi comenzó su exposición aclarando que no tenía respuestas a las preguntas que el mismo iba a pronunciar. Sostuvo que  el capitalismo no puede imaginar un mundo en el cual la producción sea desvinculada del trabajo y del salario y consideró que la aceleración semiocapitalista provoca pánico y depresión, que es la patología que se manifiesta como abandono o renuncia al deseo.

“El capitalismo ha producido un efecto de perversión del  funcionamiento de la red, un efecto antidemocrático, de desempoderamiento de la vida social”, sentenció y agregó: “La ciberutopía era la idea de que la red nos daba la posibilidad de intercambiar información y experiencia sin pasar por ningún centro político o económico.”

En este sentido afirmó que la tecnología en sí misma no es ni buena ni mala, ni femenina ni masculina y que toda la historia moderna ha sido entendida como (His)tory. “Hoy tenemos que reconocer que la historia de la red no ha sido la historia de una liberación igualitaria, sino lo contrario”, dijo. “La obsesión identitaria no es un racismo de los ganadores, sino de los perdedores, de los deprimidos, nadie ha ganado nada, todos hemos perdido”, agregó.

Para Bifo Berardi, la red ha permitido la expansión de la esfera comunicacional, que produce efectos de tipo psíquico, como pánico y depresión y citó a Byung-Chul Han para afirmar que  los comportamientos masivos se hacen cada vez más un comportamiento de enjambre. En relación a las ocupaciones que hubo en 60 ciudades de España, las consideró un movimiento para reflexionar y reactivar el cuerpo erótico de la sociedad: “No había ningún poder en las calles, pero había cuerpos y se  reactivó el placer de encontrar el cuerpo del otro”.

‏”El problema es que la política moderna se funda especialmente en su forma democrática, sobre la capacidad de distinción crítica y hoy parece que esta especialidad ha desaparecido. Democracia no significa nada sin la capacidad de distinguir entre el bien y el mal, entre lo verdadero y lo falso”, afirmó. El filósofo sostuvo que la crítica es la capacidad de distinguir entre el bien y el mal en los acontecimientos humanos y se desarrolla a partir de una mutación de la tecnología de la comunicación. “Solo a partir de la empatía y la solidaridad podemos descubrir una forma nueva.”

 

 


  • Periodistas: Victoria Arrabal